Ahora, el Concejo cuestiona fuerte al Tribunal de Cuentas

Los jefes del oficialismo y del PJ salieron a criticar al órgano de control porque señaló que la fórmula usada para los mayores costos de Gamsur es inconstitucional. "Se extralimitó en sus funciones", dijeron.
Con argumentos casi calcados, los jefes de los dos bloques principales del Concejo Deliberante salieron ayer a cuestionar con dureza al Tribunal de Cuentas por "extralimitarse en sus funciones" al establecer un cálculo de mayores costos que está 2,5 millones por debajo de lo que fijó la Secretaría de Economía.

Tanto el oficialista Gustavo Segre como el jefe del principal bloque opositor, el justicialista Víctor Núñez, declararon que el órgano de control se arrogó un papel que no tiene.

Segre les pidió a los tribunos más "cuidado y responsabilidad" con las declaraciones públicas y Núñez indicó que hay un claro conflicto de poderes y defendió los 7,5 millones de pesos que el gobierno municipal estableció como cifra para los mayores costos del año pasado.

Lo que más cuestionaron los dos jefes de bloque es que el Tribunal de Cuentas señaló en un informe que la ordenanza 125/08, en la que se diseñó la fórmula con la que debían calcularse los mayores costos del servicio de recolección de residuos, no pasaría un análisis constitucional.

En ese punto, las declaraciones de Núñez y Segre son muy parecidas. "El Tribunal cae en un error de concepción porque considera que la ordenanza, en lo que se refiere a la fórmula polinómica, es inconstitucional. Entonces, nos dimos cuenta de por qué las cifras del Ejecutivo y las del Tribunal son diferentes: porque el órgano de control no aplicó la fórmula votada por el Concejo", indicó el jefe justicialista.

El domingo, este diario publicó una nota con Núñez, en la que el presidente del bloque opositor le reclamaba a Jure que saliera a dar explicaciones por la diferencia entre los 7,5 millones de pesos fijados por Guillermo Mana, secretario de Economía, y los 5 millones del Tribunal.

Pero, ayer, apuntó sus cañones hacia el órgano de control y dijo que hay un claro conflicto de poderes porque los tribunos se tomaron atribuciones que, por Carta Orgánica, no tienen.

Segre, también criticó al Tribunal. "Ellos consideraron que la fórmula polinómica es de dudosa legitimidad, lo cual nos ha sorprendido. Además, el Tribunal de Cuentas es un órgano de control de legalidad y no puede juzgar la oportunidad del gasto. Y, principalmente, no puede determinar la constitucionalidad de la ordenanza 125. Sólo un juez puede hacerlo. El órgano de control lo que debe hacer es cumplir con la ordenanza", indicó el jefe del bloque oficialista.

Ayer, hubo una reunión entre funcionarios del gobierno, entre ellos el propio intendente Juan Jure y el secretario de Economía, con concejales. En ese encuentro estuvo Núñez, que firmó junto al oficialismo un pedido de informes para que Mana y el Tribunal de Cuentas detallen los criterios que usaron para llegar a sus respectivas cifras de mayores costos.

Los bloques de la Coalición Cívica y el FreGen no firmaron el pedido que se analizó en la Comisión de Labor porque, en realidad, lo consideran "una trampa".

Con respecto a la advertencia de Novo y Scoppa de que irán a la Justicia para que se investigue penalmente si hubo un delito en las irregularidades que el Tribunal habría encontrado en Gamsur, Núñez dijo que, en los años anteriores, se cumplieron todos los pasos legales y que, además, lo avaló la anterior conformación del órgano de control. "Con eso ya está", dijo el justicialista. Segre señaló que si los tribunos encontraron irregularidades debieron trasladarlas inmediatamente al Concejo y no hacer una denuncia pública por su cuenta.

Quieren echar a Cendoya del bloque

En una decisión inédita, el presidente del bloque oficialista, Gustavo Segre, anunció ayer que pedirá que Jorge Cendoya sea separado de la bancada por sus reiteradas indisciplinas partidarias.

La gota que colmó el vaso llegó cuando Cendoya se plegó al pedido de dos bloques opositores -el Frente de la Gente y la Coalición Cívica- para que se aclaren los diferentes cálculos que hicieron el Tribunal de Cuentas y el Municipio por los mayores costos de Gamsur.

"No podemos aceptar que un concejal de nuestro bloque se sume a una advertencia de que se llevará este caso a la Justicia cuando ni siquiera tenemos el informe oficial del Tribunal. Es una irresponsabilidad. Nuestro pedido es porque no puede ser que haya una indisciplina permanente a la voluntad del bloque. Es inconducta partidaria.

Que Cendoya siga como concejal pero que se aparte del bloque", explicó Segre, que hoy mismo presentará el pedido formal.

Comentá la nota