"Las aguas que salen del dique transportan muerte"

Lo aseguró a Nuevo Diario un reconocido ambientalista y periodista nacional. Dura crítica a la explotación minera a cielo abierto.
"Las aguas que salen del dique frontal de Las Termas de Río Hondo transportan la muerte", dijo el ambientalista y periodista Javier Rodríguez Pardo, integrante del Movimiento Antinuclear del Chubut (MACH), Sistemas Ecológicos Patagónicos (SEPA), la Red Nacional de Acción Ecologista (Renace) y Unión de Asambleas Ciudadanas (UAC). En diálogo con Nuevo Diario, el periodista que ha realizado diversas investigaciones sobre la minería a cielo abierto manifestó que en una recorrida que realizó en el embalse del dique frontal, "en lo primero que pensé es en exigir un estudio epidemiológico" porque "las aguas que salen de ese gigantesco estanque transportan la muerte".

En esa oportunidad observó "peces inertes flotando y la putrefacción generada por la negligencia genocida, industrial y minera, escurre aguas abajo", panorama que se completaba con la imagen "de niños jugando en el agua, por eso imaginaba a las familias de esas casas en la ribera, pensaba en nuestra responsabilidad y en la falta de acciones concretas. El silencio que sobrevenía en mis meditaciones era y es lacerante".

Ante esta situación, el ambientalista manifestó que "cualquier vecino puede interponer una medida legal para proteger a su familia, su hábitat, su futuro y el de sus hijos" y agregó que "la mejor acción consiste en exhibir material filmado en colegios, instituciones intermedias y al aire libre. Distribuir información que diga las razones de por qué está procesado penalmente Julián Patricio Rooney, vicepresidente de Minera Alumbrera, por contaminación. Explicar que tal medida punitiva no es excarcelable".

Dijo que "socializar información entre la población es la medida principal para combatir el dolo de la megaminería química metalífera a cielo abierto, explicar la contaminación, la destrucción de los territorios con la gran diáspora que genera y el saqueo de los bienes comunes, vulgarmente llamados recursos naturales". Por ello consideró que "las movilizaciones populares y sus asambleas deben manifestarse porque los gobiernos hasta ahora son instrumentos de las corporaciones y los funcionarios, sus agentes".

Comentá la nota