Aguas de Formosa sufrió un aumento del 300% en la tarifa de la energía eléctrica desde el 2002.

La empresa concesionaria del servicio de aguas y cloacas tuvo que enfrentar un incremento del 300 % en el costo de la energía eléctrica desde el año 2002. Así lo señaló el gerente de la firma, Alfredo Gusberti, quien indicó que debido a este constante aumento el valor de l a luz desplazó del segundo lugar en la estructura de costos a los insumos.
"Nuestro mayor costo es la mano de obra porque se necesita mucho personal para llevar adelante un servicio de estas características, y antes ocupaban el segundo ítem los insumos que ahora fueron desplazados por la energía eléctrica", dijo.

Consultado acerca del impacto del último aumento autorizado por el Ente Regulador y aplicado por EDEFOR, dijo que "como somos consumidores mayoristas los aumentos se venían aplicando, de modo que no nos afectó en forma tan imprevista".

Respecto del desfasaje que tienen las tarifas de agua ahora, el directivo de la concesionaria manifestó que "el aumento ya era insuficiente cuando se aplicó, pero era lo que nos autorizaron, y cualquier aumento de los costos lo va tirando más atrás".

Conexiones ilegales

En otro orden, Gusberti adelantó que la empresa está encarando un trabajando de erradicación de las conexiones ilegales, sobre todo en los barrios de la jurisdicción norte de la ciudad. "Ocurre que cuando el sistema deja de tener presión se activan las bombas y ello produce el ingreso de materias sólidas a las cañerías" explicó.

Comentá la nota