Aguardan la definición del Iosper para la incorporación de jubilados bancarios a la obra social provincial

El titular de la Caja de Jubilaciones y Pensiones , Daniel Elías, indicó que el Iosper ya tiene en su poder una "base de datos" sobre los casi "300" pasivos bancarios que intentan afiliarse a la Obra Social provincial.
Manifestó a APF que la voluntad de este grupo de personas es "hacer aportes" bajo la figura que el Instituto crea conveniente puesto que no quieren perjudicar el "delicado equilibrio" de las cuentas del organismo estatal. Enfatizó que la situación de los jubilados "es muy crítica". Se espera ahora la definición del organismo.

Elías dio a conocer que desde la Caja de Jubilaciones y la Mesa de jubilados bancarios conformada para gestionar la incorporación de un grupo de pasivos de esta rama a la obra social estatal "se generó la base de datos necesaria para que el Iosper tenga toda la información desde el punto de vista técnico y actarial para evaluar una respuesta en torno a la viabilidad del pedido de los jubilados".

Puntualizó que se trata de unos "300 titulares de toda la provincia" los que en principio movilizaron el pedido. Asimismo este grupo "hizo una formal presentación ante el organismo lo que significó la apertura de un expediente". Esas actuaciones "están hoy para ser revisadas desde el área jurídica y después estará a consideración del directorio para tomar una decisión", agregó el funcionario.

"La propuesta de los beneficiarios es ser aceptados bajo la figura que el Iosper sugiera como posible. Lo que sí han manifestado es su voluntad de efectuar los aportes que considere necesarios y suficientes la obra social para sostener a esta población", consignó.

A criterio de Elías esta intención tiene "razonabilidad" en tanto "este grupo indudablemente de ninguna manera quiere perjudicar el delicado equilibrio de la obra social o generarle un compromiso que no respete las pautas técnicas y jurídicas que rigen para la afiliación al Iosper", remarcó.

Tras subrayar que la decisión depende "pura y exclusivamente" del directorio del organismo, Elías defendió su accionar calificándolo de "prudente".

"No me interesa polemizar con el Directorio ni con autoridades del Iosper porque reconozco su absoluta competencia para resolverlo. Sobretodo reconozco que deben tomar una decisión basada no sólo en un criterio político sino también técnico", apuntó para afirmar después "Acompaño la libertad de la autoridad para decidir".

"Soy un colaborador y un interesado en resolver la cobertura de salud de esta población. Nos hicimos eco de este problemática, nos alertamos por la situación de ellos que es muy crítica, sobretodo teniendo en cuenta las edades de los beneficiarios, las patologías que los está acosando y la tasa de uso que tiene cualquier jubilado de una obra social", señaló.

Igualmente eso "no significa que quiera involucrarme en la decisión o entorpecer en la competencia de las autoridades del organismo", aunque "es también obligación del Estado acompañar el proceso para solucionar esta delicada situación", concluyó.

Comentá la nota