Se agrava el conflicto docente y hay paros en Provincia y Capita

En la provincia de Buenos Aires hoy no habrá clases. En la Ciudad, el martes y miércoles de la semana que viene. Es porque los gremios no aceptaron el nuevo aumento propuesto por las autoridades.
Después de una semana de "tregua" en la que se sucedieron las reuniones para acercar posiciones, las negociaciones salariales entre los gobiernos de la Ciudad y la Provincia de Buenos Aires con sus respectivos sindicatos docentes fracasaron. Al considerar las ofertas oficiales de "insuficientes" e "inaceptables", el gremio decidió ir al paro. Los maestros bonaerenses lo harán hoy por 24 horas. En tanto, los sindicatos porteños acordaron una huelga de 48 horas para martes y miércoles de la próxima semana.

En la Provincia, el Frente Gremial –compuesto por FEB, SUTEBA, los privados de SADOP, UDA y los técnicos de AMET– rechazó la suma fija sin aportes de $160, repartida en $120 retroactivos a este mes para todos los escalafones y otros $40 a partir de julio. Aunque la suba iría directamente al bolsillo, no significaría una mejora para los jubilados porque no se incorporan al básico. Así, el sueldo mínimo del que recién empieza sería de $1.665 a partir del segundo semestre del año (al incremento provincial se le suman un refuerzo de $55 del incentivo acordado con la Nación). Hoy, el mínimo es de $1.450 para el docente sin antigüedad ($40 menos de lo estipulado a nivel nacional).

"Se maquilló una propuesta anterior con números en negro", explicó Mirta Petrocini, dirigente de la FEB. El director de Cultura y Educación, Mario Oporto, respondió: "Es el mayor esfuerzo que se puede hacer en un momento de crisis. No estamos encaprichados ni empecinados: sólo mostramos la realidad. En esta situación crítica, la oferta es aceptable". Con la medida de fuerza anunciada para hoy ya suman tres las jornadas sin clases en la provincia. En 2008, también por reclamos salariales, se perdieron siete días lectivos.

En la Ciudad, en tanto, la oferta fue una suma fija de $110 retroactivos a este mes y remunerativos, pero no bonificables. Esto significa que todos los docentes cobran lo mismo, achatando la pirámide salarial entre los maestros de mayor y menor antigüedad. Los 17 sindicatos porteños rechazaron la propuesta e irán juntos a la huelga de 48 horas. El año pasado hubo 13 días de clase menos.

"Con esta propuesta un maestro de jornada completa cobraría menos de bolsillo que con la anterior oferta", detalló Ubaldo Donato, secretario general de la Asociación de Educadores Porteños (AEP). Ese sindicato, con fuerte presencia entre los técnicos, participó en la semana de las comisiones para destrabar el conflicto. Según distintos gremialistas, en esas rondas, la predisposición del Ministerio de Educación a mejorar la propuesta chocaba contra los técnicos de Hacienda, celosos de hacer cerrar los números. "La oferta es realmente superadora y la mejor posible en este contexto", señaló Andrés Ibarra, funcionario del Ministerio de Educación.

Comentá la nota