Agmer local: "Estamos preocupados por el regreso a las escuelas"

La seccional de AGMER Gualeguaychú manifiesta su preocupación por la realidad que se plantea con el regreso los chicos a la escuela. Se han hecho y están planificadas reuniones de toma de conciencia para la prevención y el tratamiento. Pero se han dejado en la declamación el envío de las partidas para la higiene de las escuelas. Hoy miércoles están los docentes en las escuelas y el viernes empiezan las clases y no se cuentan con los elementos para la higiene, mínimamente un jabón y tollas de papel para lavarse las manos.
Causa preocupación también el hecho de que haya llegado a la DD de Esuelas de Gualeguaychú un circular firmada por Barboza de Comedores Escolares donde solo se reconoce la partida de comedor correspondiente a los niños que se inscribieron en el comedor de receso. El Ministro de Salud y Acción Social se comprometió a considerar en el marco de la emergencia el envío de las partidas en igual monto que la del mes anterior para garantizar la alimentación de los niños durante los 30 días de la emergencia planteada en el Decreto 2460.

Hoy los compañeros Directores de las escuelas con Comedores Escolares que garantizaron la comida para los chicos en esos días, con la promesa de que se endeudaran asegurando que se les iba a reconocer el gasto, están en la incertidumbre. Como ya ha pasado otras veces, no se les reconozca la deuda o tengan extensos trámites burocráticos para que se les reconozca el gasto. No se puede jugar ni con la necesidad de los niños, ni con la buena voluntad y altruismo de los compañeros Directores.

Asuntos pendientes

De la vuelta a la escuela también se derivan cuestiones de organización concreta que deben ser garantizadas. Hay que garantizar que el niño o adolescente que no vaya a la escuela tenga la ayuda suficiente para que cuando se reintegre a la escuela, lo haga en iguales condiciones que el resto de los niños que va diariamente.

Hay que garantizar que los compañeros docentes que tienen un familiar directo entre los considerados grupos de riesgo, no vaya a la escuela y pueda sacar licencia especial para preservar la salud de ese familiar vulnerable.

Hay que garantizar que las suplencias a cubrir sean inferiores a las que pauta la Resolución correspondiente (15 días como mínimo, según los médicos una gripe común dura 10 días). Existe la experiencia en otro nivel en el que los compañeros acumulan días y le son abonados al juntar los 30. Esto al solo efecto de garantizar que no se juntarán 30 o 40 personitas en un espacio cerrado que resulta nocivo para la salud y el contagio, puesto que cuando faltan docentes en las escuelas una de las cosas que se hacen es agrupar niños en otras aulas.

Por último preocupa el observar que sólo se tenga como indicador la merma en las consultas y no se cuente con información fehaciente de los casos existentes.

Expreso esto por el temor que los compañeros plantean en las asambleas al saber que hay varios casos que están siendo tratados y no se cuentan como de riesgo. En algunos casos alumnos y personal de las escuelas.

La prevención y atención de la salud ayuda, pero también contribuye el manejar la verdad.

Comentá la nota