Agmer consideró que la norma del CGE no asegura la convivencia escolar

Desde el gremio se aseguró que "comparten el espítiu de la noma" pero que no existe en las escuelas personal docente y no docente necesario para abordar la problemática con la seriedad que corresponde.
Desde la Seccional Paraná de Agmer, se consideró que la norma emanada desde el CGE Resolución 1.692/09, con el fin de buscar la resolución pacifica de los conflictos escolares, mediante el sistema de mediación y negociación, no está proponiendo respuestas concretas a las demandas que surgen desde los establecimientos escolares con respecto a la disciplina y convivencia escolar.

Sobre el argumento del CGE de "abolir el carácter punitivo de las sanciones, para que sean educativas", Agmer coincidió en que "las escuelas no deben ser exclusoras" pero plantearon la duda "si puede existir una propuesta que no sea punitiva, sin la debida inversión en la escuelas".

Al respecto señalaron "que si un padre tiene un microemprendimiento puede ser razón excluyente para acceder a uan Beca del INBAUBEPRO ya que se está haciendo cotejo entre sus padrones y la AFIP, y es punitivo sacarle la Beca rural a un alumno si sus padres son monotributistas o bebeficiarios de planes sociales.

Asimismo se expresó que "la norma busca pacificar a través de la negociación y mediación" y por otra parte no se derogan las normas del CGE que penalizan y sancionan a los docentes que libremente adhieren a un plan de lucha para lograr un salario digno, en relación a la Resilución 521 deñ CGE que exige a directivos de escuelas elevar nóminas de todo aquel que peticione a través de la huelga.

"La norma en su espíritu la compartimos, acompañaremos que haya una escuela inclusora, democrática, donde dialoguen sus actores, donde entre todos busquemos el bien común, todo estos valores y actitudes ayudan a que la educación cumpla el rol de apuntar al desarrollo personal pleno de los educandos. Pero es nuestra responsabilidad decir no existe en las escuelas el personal docente y no docente necesario para abordar esta problemática con la seriedad que corresponde".

"No se cubren con suplentes los cursos que demanden un licencia superior a los 15 días, es decir que en esos 14 días no hay docentes a cargo del grupo, no se crean y cubren los cargos de vice director, secretarios en las ex escuelas Intermedias, por lo tanto un solo personal directivo, sin preceptor en algunos casos debe dialogar, mediar y negociar con 250 alumnos y 20 docentes", describen.

"Estos docentes en función directiva aparte deben asegurar el comedor, evaluar el desempeño docente, recibir a los padres, integrar la cooperadora escolar, buscar precios e ir a comprar los elementos del comedor escolar y en ocasiones ir a actos extraclases, buscando mejorar la interacción con la sociedad civil, por supuesto generar y participar, hasta poner los premios para algún Bingo que hacemos en las escuelas para comprar lo mínimo indispensable para una escuela", continuaron.

"El CGE, no ha creado presupuestariamente las horas necesarias para cubrir la materia que agregaron posterior de la sanción de la Ley Provincial de Educación que se llama Juventud, participación y ciudadanía, es decir que desde que han comenzado las clases, los más de 100.000 alumnos que concurren a la secundaria tienen horas libres, por falta de previsión presupuestaria y una excesiva premura en implementar una Ley para cumplir con el gobierno nacional".

En los últimos meses se dieron a conocer en la opinión pública casos de violencia escolar en algunas escuelas nocturnas, el CGE tiene la intención democrática de resolver pacíficamente estas situaciones. Ninguna de las 48 escuelas nocturnas que hay en la provincia de Entre Ríos tiene un preceptor, el 95% de las mismas no tiene más autoridad que un director, y del 100 % de directores el 60% tiene grados a cargo. Se habla de escuelas que tiene una matrícula adolescente y jóvenes promedio de 160 alumnos.

En tanto enumeraron las situaciones que suman a fomentar la indisciplina: "Enviar partidas de limpiezas, con atrasos, con montos que no alcanzan ni para la limpieza ni de cinco días del mes en un establecimiento escolar. Que falten bancos y sillas en las escuelas. Que recién a fines del mes de mayo se envíen para confeccionar los boletines de calificaciones, los registros de asistencias, los libros de temas, los libros de firmas; pagar salarios por debajo de la línea de la pobreza a los docentes y descontarles por reclamar mejores condiciones laborales y salariales".

"La norma no alcanza, hace falta inversión educativa y que se destinen los recursos humanos y económicos necesarios para buscar que las escuelas no sean un lugar de exclusión, recién ahí las escuelas serán un lugar donde todos podamos ejercer nuestros derechos constitucionales a enseñar y aprender", finaliza el comunicado de la Junta Ejecutiva de Agmer Paraná.

Comentá la nota