Una Agencia Recaudatoria se ocuparía de cobrar las tasas

Será una especie de DGI enteramente municipal y vinculada con la AFIP y Rentas, aunque sólo destinada a cobrar y fiscalizar tasas. El proyecto recién se presentaría a fin de año. Hay que mejorar la recaudación: de los 3 mil millones de pesos declarados como volumen de negocios de Bariloche, la municipalidad solo recauda un 0,46 por ciento.
El Presupuesto 2010 presentado por el Ejecutivo municipal señaló la necesidad del Estado de "superar su constante asfixia financiera producto de la falta de cobro de las obligaciones tributarias que le son debidas" y se comprometió a hacer eficiente el sistema de cobro y fiscalización con la implemanteción de la Agencia Recaudatoria Bariloche, una herramienta nueva que será presentada al Concejo antes de fin de año.

"Las debidas gestiones de cobro y fiscalización aportarán con la nueva herramienta no solo recursos financieros a las arcas estamentales, sino que vendrán a cumplir con un deber de justicia y equidad tributaria con los contribuyentes que han sido omisos en afrontar en tiempo y forma sus obligaciones".

Al respecto, el proyecto reconoció que la municipalidad desconoce los niveles de cumplimiento de la Tasa de Servicios de Seguridad e Higiene (TISH) "por falta de datos en las bases municipales".

El único número formal con que se cuenta hasta el momento es el que arroja el volumen de negocios "declarados en la economía formal" que asciende a los 3.000.000.000 (tres mil millones de pesos) de los cuales la municipalidad de Bariloche recibe tributariamente apenas el 0,46 por ciento (cero coma cuarenta y seis por ciento).

Por otro lado, indicó que el índice proyectado de recaudación por la Tasa de Servicios Municipales (que es el principal recurso de jurisdicción municipal) alcanza el 32 por ciento.

El proyecto evalúa que a los problemas que plantea el bajo índice de recaudación tributaria se suman las posibilidades restringidas de fiscalización de comercios y empresas que permitan cotejar y corregir los desvíos de sub tributación de la TISH en el ámbito de la ciudad y las radicadas extra jurisdicción (C.A.B.A y G.B.A).

También visualiza como problemas la necesidad de detectar las mejoras en las construcciones y falsos baldíos no declarados "en zonas de alto nivel de edificación", de realizar una actualización de la información de Base de Datos de Contribuyentes, de mejorar los Sistemas de Gestión Tributaria Municipal, la calidad de atención al ciudadano-contribuyente y de capacitar a los empleados de Recaudación.

Para intentar subsanar la situación, el Ejecutivo indicó que cuenta con la sanción del régimen de la Asesoría Letrada presentado en el Concejo Deliberante -que permitirá el cobro a través de agentes externos-, la futura remisión del proyecto de Ordenanza de la Agencia Recaudatoria Bariloche, la profundización de convenios con la AFIP y DGR, y la sanción del proyecto de Ordenanza de Plusvalía Inmobiliaria.

A esas políticas se sumarían otras estrategias del gobierno para mejorar el régimen de coparticipación provincial, la adecuación a la Ley de Responsabilidad Fiscal y la transferencia definitiva del poder concedente del Cerro Catedral, entre otras.

Comentá la nota