AFJP: aceptó el Gobierno hacer cambios

Se incluirá en el proyecto de ley una cláusula para limitar al 25% la inversión en deuda pública con los fondos de la Anses
Por el apuro que el propio oficialismo le impuso al debate parlamentario para sancionar un único régimen de jubilación estatal, el matrimonio Kirchner decidió anoche introducir modificaciones al proyecto de ley que le garanticen al Gobierno un triunfo holgado el próximo jueves, cuando la iniciativa se debata en la Cámara de Diputados.

En la cuenta regresiva, altas fuentes oficiales confiaron a LA NACION que la presidenta Cristina Kirchner dispuso que se incorporara en el proyecto de ley un límite a las inversiones que la Anses podrá realizar con los fondos de la recaudación previsional. Sólo un 25% del superávit del organismo podrá ser invertido en la compra de títulos de la deuda pública, dijo la fuente oficial.

En caso de ser aprobado el proyecto oficial, el Estado recibirá 15.000 millones de pesos por año por el cambio de sistema -es el flujo de fondos que hoy perciben las AFJP-. Las AFJP tienen hoy permitido destinar hasta un 60% de sus fondos en títulos de la deuda pública.

En el proyecto de ley se incorporarán artículos que reglamentarán el destino del dinero correspondiente tanto al flujo mensual de fondos como al stock de la Anses. Ese era el planteo que habían hecho referentes de la oposición, que piden más precisiones sobre las futuras inversiones de la Anses.

En rigor, en la propia Casa Rosada hubo diferencias con este punto. Un sector del Gobierno pretendía que el proyecto oficial enviado al Parlamento saliera ya con el reglamento entre sus artículos. Pero desde Olivos, el matrimonio Kirchner había decidido excluirlo apenas momentos antes de presentar la iniciativa, dos semanas atrás.

El debate no es menor: si el reglamento para el manejo de los fondos con los que cuenta la Anses no se incluye en la ley, el Gobierno, actual o futuro, podría modificarlo por una resolución y decidir en qué invertirá el Estado el dinero de los jubilados sin necesidad de pasar por el Congreso. Esto daría una fuerte dosis de discrecionalidad al manejo de esa plata. El texto enviado por el oficialismo sólo establecía que el alcance de ese reglamento se fijaría en un decreto posterior del Poder Ejecutivo.

Actualmente, la Anses cuenta con un stock denominado Fondo de Garantía, de 20.000 millones de pesos. Con el traspaso de las AFJP se incrementará en unos 100.000 millone. Sobre este fondo aún no está definido cómo se instrumentará la reglamentación.

Fuentes oficiales anticiparon que se trabaja en la confección de "metas y cronogramas" para la administración de la cuantiosa suma, que, no obstante, gran parte está hoy ya invertida en acciones o títulos públicos.

La Casa Rosada trabaja contra reloj para acordar los cambios, ya que pretende aprobar el dictamen de comisión mañana. La estrategia del Gobierno dio un pronunciado giro en los últimos días. A pesar de que en un primer momento se descartaba cualquier tipo de modificaciones, el matrimonio Kirchner vio la posibilidad de contar con un mayor consenso a su iniciativa si permitía debatir las propuestas de los legisladores que apoyan el plan de terminar con las administradoras privadas, según señaló un funcionario a LA NACION.

Entusiasmo

En el oficialismo se entusiasman con que cuentan con cerca de 150 diputados que apoyarán el proyecto oficial en general. Para el debate en particular los números son más imprecisos.

Pero de todas maneras, como un gesto de acercamiento hacia aquellos legisladores que acompañan la medida de fondo (aunque persistan en sus críticas a la posibilidad de que el Gobierno se garantice una mayor caja en momentos de crisis), en la Casa Rosada decidieron hacer concesiones de último momento.

"Podemos dar mayor transparencia. Ese es un reclamo unánime", reconoció a LA NACION el diputado Juan Carlos Díaz Roig, presidente de la Comisión de Previsión y Seguridad Social de la Cámara de Diputados. La oposición pide mayores especificaciones sobre el destino que se dará al dinero de los jubilados.

Fuentes oficialistas agregaron que también se analiza incorporar límites para que el dinero de las jubilaciones no pueda utilizarse para gastos corrientes y que los fondos no se puedan invertir en el exterior, tal como sí podían hacer las AFJP.

"Todo se está analizando. Creemos que es necesario acercar posiciones con aquellos legisladores que aportaron propuestas", sostuvo un importante legislador, anoche, esperanzado con en la iniciativa logre mayor consenso y le dé respaldo a la Presidenta en un momento de fuerte turbulencia política.

Las definiciones comenzarán a decantar entre esta noche y mañana. El apuro y lograr un mayor consenso hicieron, por primera vez, que el oficialismo acepte rever algunos artículos de su proyecto.

Comentá la nota