Afirman que las irregularidades en ruta 19 fueron solucionadas

El director de Vialidad Jorge Plancenzotti dijo que se llegó a un "arreglo de palabra" con la empresa que realiza los trabajos. El tramo inicial cuestionado será reparado pero no se transformará en autovía
El administrador de la Dirección Provincial de Vialidad (DPV), Jorge Placenzotti, aseguró que las irregularidades en el tramo 1 de la obra para transformar a la ruta 19 en una autovía fueron solucionados "de palabra" con la empresa encargada y si bien falta la firma del convenio, la corrección del contrato no implicaría un costo extra para el estado santafesino.

Esa ampliación quedó bajo la lupa cuando el propio Placenzotti denunció que los planos no contemplaron la existencia de 30 torres de alta tensión y un gasoducto sobre la traza, y que por esas omisiones la reprogramación del contrato podría inflar los costos hasta 20 millones de pesos.

El gobernador Hermes Binner se opuso a que se gaste un sólo peso más en la obra y por eso Vialidad llegó a este arregló con la firma Dycasa, a cargo de los primeros 29 kilómetros de la obra que parte de Santo Tomé y llega hasta San Francisco, Córdoba.

Según dijo Placenzotti a Crítica de Santa Fe, se realizará una "adenda" (adecuación) por la cual el primer kilómetro y medio no se transformará en autovía sino que se reparará la actual traza de una mano y se pavimentará la banquina. Además, no se bajará la cota de la traza para no tener que trasladar el gasoducto y, en su lugar, se incorporará una canalización para que esa vía no sea inundable.

Las modificaciones se acordaron para que no se incremente el costo global de la obra, algo que el director de Vialidad había sugerido tras conocerse las "burradas" de la ruta 19 . Según aclaró ahora Placenzotti el gasoducto si estaba en los planos pero no se consideró en los pliegos el gasto extra de tener que mover esa estructura emplazada justo debajo de la traza. En cambio, reafirmó, "las columnas de alta tensión no estaban detectadas".

Sobre las responsabilidades de aquellos errores que finalmente no implicaron un costo extra a la provincia pero modificó el plan original de la autovía, el funcionario aseguró que hay un "sumario administrativo en marcha" pero que aún no están los resultados del mismo.

LA RECORRIDA DE BINNER. La semana pasada, cuando se cumplió un año de la obra, el gobernador recorrió las obras de esa ruta junto a parte del gabinete. El proyecto que demandará una inversión estimada en 515 millones de pesos tiene un plazo de ejecución de 30 meses.

El sistema de dos carriles por mano se extenderá desde Santo Tomé (a excepción del citado primer kilómetro y medio) hasta Frontera en el territorio santafesino. Ya en territorio cordobés, la traza llegará hasta San Francisco. Del monto total, 127 millones de dólares provienen de un crédito del Banco Mundial, mientras que la Provincia aportará los 43 millones de dólares restantes.

Los trabajos ya insumieron 96,2 millones de pesos y representan avances de entre el 12 y el 25 por ciento, de acuerdo a las obras previstas en cada uno de los cinco tramos en que se divide la licitación.

Los 130 kilómetros que tendrá la autovía están divididos en cinco tramos que fueron adjudicados a cuatro empresas constructoras:

Dycasa SA: tramo 1 (29,4 km.)

Chediack SAICA: tramo 2 (24 km.) y tramo 3 (22,6 km.)

Vialco SA - Equimac SACIFEI en UTE: tramo 4 (32 km)

Esuco SA: tramo 5 (22 km)

Hasta el momento, la obra demandó el trabajo de 417 personas de las cuales 188 pertenecen al radio de desarrollo del proyecto, señaló el parte de prensa.

Comentá la nota