Advierten sobre la falta de representatividad en el Consorcio Portuario

Desde la Cámara de la Industria Naval aseguran que el sector atraviesa una situación complicada como consecuencia de la actual crisis financiera mundial y del “verdadero boicot por parte del Consorcio Portuario Regional de Mar del Plata que pretendió imponer tarifas desproporcionadas” y por lo cual se debieron “resignar importantes trabajos”. Afirman que ello se debe “a la falta de representatividad” de la industria en el Directorio del Consorcio, que encabeza Eduardo Pezzati, “donde los actuales Directores llevan ya casi dos años con sus mandatos vencidos”.

A través de un comunicado, desde la entidad destacaron que el sector “tuvo un año de 2008 con buena actividad, donde se mantuvieron los niveles de producción y empleo, se realizaron importantes obras de reparaciones de buques y se incorporaron nuevas unidades a la flota nacional construidas en Astilleros marplatenses”. “Es importante destacar que nuestra industria es generadora de más de 1200 puestos de trabajo para nuestra ciudad en forma directa y otros tantos en forma indirecta”, remarcaron a continuación.

“Sin embargo el cierre del año nos encuentra inmersos en la crisis financiera mundial, que afecta especialmente al sector pesquero (importe cliente de nuestra industria) y que ha significado el corte de la cadena de pagos en el puerto”, afirmaron, aunque aclararon que no se trata sólo de “problemas financieros, sino que también debemos soportar competencia desleal (empresas no registradas, trabajo informal), problemas operativos, trabas burocráticas y un notable aumento en los costos”.

“En este último aspecto y a título de ejemplo podemos mencionar que el Consorcio Portuario Regional de Mar del Plata procedió este año a aumentar un 100% las tarifas por uso de suelo”, apuntaron.

“Además, -enumeraron- como si todo esto no fuera suficiente, en el mes de octubre nuestra industria padeció un verdadero boicot por parte del Consorcio Portuario Regional de Mar del Plata, quien pretendió imponer tarifas desproporcionadas y que no estarían contempladas en los cuadros tarifarios vigentes, para el ingreso de 5 buques con asiento en otros puertos del país y que venían a realizar importantes trabajos de reparación en talleres y astilleros marplatenses”.

“Por esta actitud incomprensible y que a casi dos meses de ocurrida, aún no ha tenido una aclaración satisfactoria por parte de las autoridades portuarias, nuestra Industria debió resignar importantes trabajos que bien hubieran servido para mitigar la crisis y ayudarnos a mantener el empleo”, dispararon en otro párrafo.

En esa línea, de la entidad naval aseguraron que “es evidente que muchos de estos problemas que estamos padeciendo con las autoridades portuarias se deben a la falta de representatividad de nuestra industria en el Directorio del Consorcio Portuario Regional de Mar del Plata, donde los actuales Directores llevan ya casi dos años con sus mandatos vencidos”.

Por último, expresaron que esperan que la crisis les permita seguir trabajando durante el próximo año y “que nuestras autoridades tengan a bien abrir los canales de diálogo y de consenso mínimos que necesitamos para poder seguir desarrollando esta importante actividad industrial en la ciudad de Mar del Plata”.

Comentá la nota