Advierten que circulará un 18% más de autos.

Será desde pasado mañana, por la vuelta a clases.
Desde pasado mañana, con la vuelta a clases en los colegios, la Capital recuperará sus problemas habituales de tránsito. Según datos de Vialidad Nacional, aumentará entre un 16 y 18 por ciento el caudal de vehículos que ingresará desde la provincia de Buenos Aires.

Así, estará más cerca del promedio de lunes a viernes: 1.116.000 vehículos.

Las vacaciones extendidas, producto de los recaudos tomados por las autoridades por la gripe A, también se sintieron en el transporte público y hasta en los servicios de combis, que no van completas, como en el resto del año.

Además, hubo un descenso en el causal de autos que circulan por las autopistas. "Al comparar los datos del primer lunes de julio de este año contra la misma fecha, pero del año pasado, el tránsito por las autopistas porteñas administradas por AUSA bajó casi un 16%", informó la empresa.

Si se compara la primera semana de julio con la última de junio, hubo una disminución del tránsito en las autopistas de casi un 7%.

El impacto de la vuelta a clases sobre el tránsito es similar, aunque levemente inferior, al que se produjo en marzo. En el primer día hábil de este año, circularon 300.000 vehículos más que en el promedio de los días hábiles de febrero (850.000). A esos hay que sumarles los 200.000 que andaban en los barrios porteños.

Pasado mañana se realizarán también los primeros controles de velocidad cerca de los establecimientos educativos. El primero de los operativos se realizará desde las 7.30 en la Escuela N° 8 Nicolás Avellaneda, situada en Talcahuano 680, según informó el gobierno porteño.

La medida consiste en ubicar móviles con cámaras fotográficas y sensores de velocidad que detectarán a los conductores que sobrepasen los límites de velocidad permitidos.

Comentá la nota