“Si admiten que está mal, que no hagan planteos”.

Abogados piden que se llame a gente idónea.
“Si admiten que la reforma constitucional de 2006 está mal hecha, que se allanen en las causas judiciales en trámite, que no sigan haciendo planteos o interponiendo recursos y terminen con los procesos”, afirmó el vicepresidente del Colegio de Abogados del Sur, Sergio Faiad, al salir al cruce del nuevo proyecto del gobernador, José Alperovich, de modificar la Carta Magna. El directivo de los letrados consideró que debatir nuevamente sobre el texto de la Ley Fundamental es inapropiado e inoportuno, aunque aseveró que el oficialismo suele cerrar los ojos e ir hacia adelante cuando se propone una actividad política, aunque no sea conveniente.

“Ya tuvieron la oportunidad y lo hicieron mal. Si deciden avanzar, espero que llamen a los más capaces e idóneos para redactar la Constitución. El juez de la Corte Suprema de Justicia de la Nación Eugenio Raúl Zaffaroni siempre da un ejemplo simple: si se le rompe el calefón, busca a un gasista para que se lo arregle. En este asunto se debe ser lo más cauteloso y prudente posible”, aseveró.

Faiad justificó tanto el juicio encarado por el Colegio de Abogados de la capital contra el Consejo Asesor de la Magistratura como contra el Jurado de Enjuiciamiento, creados en 2006, como el impulsado por la entidad profesional del sur que integra contra la Ley 8.136, que habilitó la designación de jueces subrogantes sin concurso previo (se paralizó el proceso por una medida de no innovar de la Cámara en lo Contencioso Administrativo). “No podemos permitir avasallamientos contra la Justicia, pero tampoco que continúen magistrados que no están aplicando correctamente la ley. No nos preocupa sólo los que van a venir, sino también los que ya están”, advirtió.

Trabajo conjunto

El dirigente recordó que en el colegio sureño existía una comisión encargada de analizar los principios y pautas constitucionales básicas, y anunció que se la reactivaría en caso de que el alperovichismo siga con su posición. Al respecto, aclaró que es proclive a un trabajo en conjunto con todas las fuerzas políticas y sociales, sin ninguna clase de exclusión y dejando de lado posiciones individuales, para el bien de la provincia.

“Hay cosas importantes por resolver para salir adelante como sociedad, que no tienen que ver con una Constitución, como la seguridad ciudadana. Son cuestiones fundamentales que hacen a nuestra calidad de vida y que no dependen de ninguna reforma”, concluyó Faiad.

Comentá la nota