ADMINISTRADO POR EL ESTADO, REACTIVARON OTRO RAMAL DEL FERROCARRIL BELGRANO CARGAS

El secretario de Transporte, Ricardo Jaime, asistió hoy aquí a la reactivación del Ramal C18 del Ferrocarril Belgrano Cargas, uniendo 218 kilómetros entre las localidades de Pichanal y Joaquín V. González, como parte de la progresiva rehabilitación de esta línea.
"Antes de fin de año, se rehabilitarán vías hasta el puerto de Barranqueras, en el Chaco, lo que implica 600 kilómetros adicionales y la posibilidad de conexión con la hidrovía Paraná-Paraguay", se indicó.

A las 11.30 partió de Salta hacia Pichanal la locomotora diesel número 9731, tras completarse trabajos que comprendieron desmonte y desmalezado de 150 kilómetros del recorrido, la construcción de alcantarillas, reconstruccion de 1.500 metros de terraplen, y de puentes sobre los arroyos Cabeza de Vaca y Las Tortugas, entre otras obras.

Este ramal llevaba desactivado 18 años, desde la privatización iniciada en 1990.

Junto al gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, y frente a trabajadores ferroviarios, Jaime refirió que "estos son días de trabajo, y de fiesta, tras decisiones equivocadas que hicieron que este ferrocarril estuviera paralizado por muchos años".

"Desde 2003 el Estado tomó el firme compromiso de reactivar lo ferrocarriles del país, tras décadas de desinversión", remarcó el funcionario, quien adelantó que "en 2009 habrá 350 millones de dólares de la Corporación Andina de Fomento para este ferrocarril", en base a un crédito gestionado por el ministerio de Planficiación Federal.

Entre otras obras, esta prevista la reparación de 70 kilómetros de vías del Ramal C12.

El Belgrano cuenta en este momento con 27 locomotoras y 800 vagones de carga operables.

Con una traza total de 7.000 kilómetros el Belgrano atraviesa 14 provincias del país en las que viven 30 millones de personas.

Su funcionamiento a pleno permitirá ahorrar unos 10 millones de dólares anuales en costos de flete por el transporte de cereales (principalmente soja y maíz) comparados con los costos del traslado en camiones, estimaron técnicos del sector.

Entre las producciones a transportar figuran el azúcar, carbon, cemento, cererales y oleaginosas, derivados de la industria citrícola, fertilizantes, harinas, minerales, hidrocarburos y productos metalúrgicos.

Esta Línea tiene activo el Ramal C14, de Salta hacia el Pacífico (Tren a las Nubes, y mineralero desde la Puna) con la intención de conectarlo con el norte de Chile.

Tras su cierre en 1990, el Belgrano Cargas fue licitado para su rahabilitación en 1999, pero el rpoceso culminó en fracaso y la línea fue entregada entonces a la Unión Ferroviaria por 30 años y aportes del Estado, que llegaron en cuentagotas.

En 2005 el grupo Socma (Macri) firmó un convenio con la UF y se quedó con 73 por ciento de las acciones, junto al grupo chino Sanhe Hopefull Grain & Oil.

El 15 por ciento quedó en manos del gremio y el 12 por ciento restante en manos del Estado.

En 2006, tras haber sido declarada la empresa en emergencia, el gerenciamiento del Belgrano quedó a cargo de la Sociedad Operadora de Emergencia s.a.

El 80 por ciento de las acciones quedó en manos de SOFE, constituída por Sideco Americana (Macri) la empresa china, más Benito Roggio Transporte, y Emepa.

El 19,98 por ciento restante esta suscripto en partes iguales entre los sindicatos La Fraternidad, Unión Ferroviaria, y la Asociación Mutual de Trabajadores Camioneros.

En 2008, a través del decreto ley 26.352 de Reordenamiento Ferroviario, el Estado retoma el manejo de los ferrocarriles creando la Sociedad Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado, y la Administradora de Infraestructura Ferroviaria S.E., que hoy presiden Marcelo López Arias y Juan Pablo Schiavi, respectivamente.

En octubre de este año la presidenta Cristina Fernández firmó el decreto 1771 que pone fin a la concesión y se dispuso que el gerenciamiento pase a manos de las sociedades operadoras, que actualmente se esta realizando la valuación patrimonial de ferrocarril.

Comentá la nota