Acuerdos salariales de mayor a menor

El poderoso gremio de Hugo Moyano cerró un acuerdo salarial que fija una pauta para el resto. No se informaron las cláusulas adicionales. Hoy van a Trabajo la UOM y Adimra. Tomada buscará sellar otro acuerdo. Conciliación obligatoria a portuarios.
El sindicato de choferes de camiones y la Federación de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (Fadeeac) sellaron ayer el acuerdo salarial para los próximos doce meses, pautando un aumento del 17 por ciento en los básicos que los trabajadores del sector recibirían en tres veces: este mes (7 por ciento), en noviembre (5 por ciento) y en marzo del año próximo (5 por ciento). Más que por trabajadores o empresarios, el acuerdo fue celebrado por el Gobierno, que así logró dar una pauta para los demás gremios con negociaciones abiertas. Para hoy al mediodía fueron convocados por el ministro Carlos Tomada los representantes obreros y patronales del sector metalúrgico, para tratar de avanzar en una negociación que, por el momento, está en cuarto intermedio, pero sobre la cual ya pesa una amenaza de paro de la UOM.

El texto del acuerdo alcanzado por el sector del transporte de cargas no se dio a conocer, lo que no permite conocer el alcance real sobre el impacto en el bolsillo de los choferes. El gremio de Hugo Moyano (hoy encabezado por su hijo Pablo) obtuvo, entre 2003 y 2007, uno de los convenios colectivos más favorables para los trabajadores, con una serie de adicionales y compensatorios en función de las particularidades de su tarea que colocan al chofer muy por encima del básico. Por otra parte, año tras año, los convenios salariales del sector incorporan cláusulas que se van disparando con la vigencia del acuerdo siguiente: rubros que se pagan como "no remunerativo" en un año pero que se incorporan al básico a partir de una fecha futura determinada. Es decir, que al aumento de este año habría que sumarle los de arrastre para poder conocer el impacto salarial final para el trabajador.

El gremio de camioneros había llegado a la instancia de ayer habiendo convocado a una movilización a Parque Roca, en la ciudad de Buenos Aires, en la que se esperaba que se anunciaran medidas de fuerza. Las entidades empresarias, a su vez, se habían dado cita en Rosario para fijar posición frente a la amenaza de paro, después de haber planteado inicialmente que no iban a dar ningún tipo de aumento que no fuera reconocido como aumento en los fletes. El ministerio citó a las partes reclamando deponer las actitudes amenazantes y, al caer la tarde, logró el acuerdo mencionado.

A pesar de las dudas sobre el impacto final, la cifra del 17 por ciento funcionará como referencia para los gremios que aún siguen negociando. Los metalúrgicos están al borde del conflicto, pero anoche, tras darse a conocer el acuerdo en camioneros, el ministerio informó que las delegaciones empresaria y sindical, encabezadas respectivamente por Juan Carlos Lascurain y Antonio Caló, habían sido citadas para este mediodía por Tomada para explorar la posibilidad de un acuerdo. Los portuarios, en tanto, que ayer llevaron su conflicto a las calles porteñas, recibieron anoche la comunicación de la declaración de conciliación obligatoria por parte de la cartera laboral.

Comentá la nota