Acuerdo con Isolux

Infoglaciar - Hasta el 28 de febrero ingresarán 50 personas en forma paulatina, en función del avance de obra. Ayer el gremio de la construcción movilizó 3 colectivos con militantes que volvieron a manifestarse ante el municipio local, con quema de cubiertas y pintadas agresivas en edificios públicos. Hubo malestar de ATE y vecinos de la localidad. Cerca de un centenar de afiliados a la Unión Obrera de la Construcción desembarcaron ayer a la mañana en la cuenca, provenientes de tres colectivos que los trasladaron desde a capital provincial, con motivo del reclamo que iniciaron el día martes, por el ingreso de sus afiliados a la obra de la mega usina que se construye en el paraje de Julia Dufour.
El grueso de los desocupados descendió en el ingreso a la villa minera y manifestaron por las calles céntricas hasta pararse frente al municipio, donde permanecieron tocando tambores y quemando cubiertas, produciendo el corte de todos los accesos al edificio municipal.

No había consignas, aunque a poco de instalarse allí, aparecieron graffitis en contra del concejal Omar Páez, quien había expresado que el gremio habría estado haciendo ingresar personal por fuera de los criterios acordados. El edificio del Concejo Deliberante también fue objeto de la agresión gremial.

50 y 50

Pasado el mediodía y conocidos algunos anticipos de avances que se estaban dando en una negociación que mantenía el delegado normalizador Carlos García desde Buenos Aires, se levantó la medida, produciendo la desconcentración de los manifestantes, que retornaron adonde los esperaban los colectivos que los llevarían de regreso a sus lugares de origen.

Los dirigentes de segunda línea que encabezaron la protesta indicaron sobre el acuerdo entre el gremio y la empresa que, en forma paulatina, hasta el 28 de febrero ingresarán a la obra 50 trabajadores, en principio de la Cuenca Carbonífera, aunque también se hablaba que un número similar podría corresponder a afiliados de otras localidades.

Malestar

A sabiendas de la movilización que se iba a producir en la jornada, el cuerpo de delegados de la Asociación Trabajadores del Estado se reunió con concejales de la localidad. Allí se manifestó el malestar del gremio de base de la empresa YCRT por las constantes interrupciones en la obra de la mega usina y la forma de manifestación de otros gremios que afecta a la comunidad. Asimismo, representantes del Consejo Vecinal de Río Turbio repudiaron las actitudes agraviantes del gremio de la construcción, por la quema de cubiertas y los desmanes producidos en edificios públicos.

Comentá la nota