Activistas de Ecos, ruralistas y aplicadores expusieron sus posturas respecto a las fumigaciones

El jueves por la tarde en la Casa de Campo se llevó adelante una reunión en donde se presentaron diferentes posturas respecto a las fumigaciones. La directora de Gestión Ambiental, Mariela Incolla, aseguró que si bien hubo dos frentes contrapuestos en ideas, la reunión se desarrolló en buenos términos y cada uno pudo expresar su opinión.
Representantes de INTA, Sociedad Rural, Cooperativa Agrícola, Federación Agraria, Ecos, fumigadores, el director de la Producción José Trentino, Mariela Incolla, y los concejales Néstor Zalazar, Inés Insaurgarat, Nazareno Cuello y Miguel Nápoli estuvieron presentes en la reunión. Incolla recordó que para la realización de la ordenanza de fumigaciones se trabajó mucho con representantes de la dirección de recursos naturales del organismo de desarrollo sostenible, por lo que no se trata de una normativa improvisada.

Al mismo tiempo manifestó que durante la reunión los representantes de Ecos apoyaron la ordenanza e incluso mostraron su interés en que sea más restrictiva, ya que consideran que los agrotóxicos generan daños a la salud. Algunos concejales, que fueron quienes trabajaron y luego aprobaron la normativa, coinciden en que la ordenanza es correcta.

Los ruralistas indicaron que con la aplicación de la normativa quedan hectáreas sin poder producir. Quedarían 11.000 hectáreas sin fumigar, mientras que la dirección calculó que teniendo en la cuenta la planta urbana de Saladillo y el interior no son más de 2.500, explicó Incolla. Los productores, si bien no se han acercado a la dirección de gestión ambiental a informarse sobre la ordenanza, sí han presentado quejas en la Federación Agraria o el INTA.

Asimismo manifestó que el aplicador que estuvo presente destacó la importancia de realizar la aplicación con compromiso, por lo que destacó que quien realice el trabajo sea un profesional en el tema y tenga las medidas de seguridad que corresponden, ya que de esta manera la fumigación no ocasionaría inconvenientes. Incolla manifestó que el Estado debe proteger la salud de la población y legislar en la preservación, y agregó que se planteó una nueva reunión donde los ruralistas presentaron una propuesta al HCD luego de asesorarse bien sobre la ordenanza.

Comentá la nota