Se activaron las ventas de supermercados en septiembre

Tras caer en agosto acusaron un aumento de 3,7% desestacionalizado respecto del mes previo. En comparación con un año atrás se elevaron 10,3%, influido por la aparente subestimación de la inflación real por parte del Indec
La facturación de las grandes cadenas comerciales que abastecen preponderantemente al mercado interno sumaron $4.083,4 millones, lo cual representa una suba nominal de 15,1% respecto al mismo mes del año anterior y una disminución de 3,9% respecto a agosto de 2009.

Sin embargo, el Indec estimó que en moneda constante, esto es deducido el efecto del aumento promedio de los precios de los productos comercializados, la variación interanual de las ventas fue de 10,3 por ciento.

Sin embargo, si se considera la inflación real en torno a 14% surge un virtual estancamiento del consumo doméstico.

La tendencia ciclo registró una variación positiva de 0,6% con relación al mes inmediatamente anterior, informó el Indec.

En el subibaja

Dado que esta recuperación de las ventas estuvo acompañada por una reacción similar del consumo en los shopping, aumentan las previsiones de los analistas de que lo peor de la crsis ya pasó.

Sin embargo, los datos reales, a partir de considerar la inflación que estiman las consultoras privadas, surge que, en el mejor de los caso se está frente a un escenario de estancamiento de la actividad en un bajo nivel, tras la severa contracción en los últimos doce meses.

Abona esa presunción el ajuste que aplicaron el conjunto de las cadenas comerciales a su nómina de personal.

El propio Indec detectó en el relevamiento habitual que la dotación de gerentes y supervisores se contrajo en los últimos doce meses en 0,9%, mientras que la de cajeros, repositores y administrativos se redujo 1,3%, fenómeno que no parece compatible con un aumento de la actividad, como insiste el organismo cuando convierte los valores nominales en moneda constante.

En contrapartida, se observó en el período un ajuste de las remuneraciones del personal de dirección de 32%, mientras que el promedio de los administrativos recibió un aumento de 19,8 por ciento.

Comentá la nota