Activan el control de comercios ilegales

Areas de inspección de la Municipalidad y la policía reanudaron operativos de control para detectar e infraccionar reductos donde compran y venden productos robados o que están fuera de las normas vigentes.

Personal de la Subsecretaría de Control y de la Agencia de Recaudación Municipal (ARM), apoyados por efectivos policiales, llevaron a cabo ayer un operativo de control en los locales ubicados en la galería comercial ubicada en la calle Buenos Aires casi Belgrano, con el objetivo de monitorear la venta de productos de dudosa procedencia. Luego, continuaron revisando procedencia de vehículos y autopartes en talleres mecánicos.

También participó de los operativos el secretario de Gobierno Ariel Ciano, quien recordó que "esta modalidad ya se estaba llevando a cabo, pero ahora, con la llegada de más efectivos de Prefectura se pueden profundizar, ya que libera a la policía de la provincia para que colabore con Inspección General y con la Agencia de Recaudación en operativos tendientes a controlar la venta de productos de dudosa procedencia".

Con respecto a la galería de Buenos Aires casi Belgrano, Ciano aclaró que "aquellos comercios que se dedican a vender estos productos determinados, generados en la reventa como usados, tienen que tener algunos requisitos establecidos por las ordenanzas".

La intención de las autoridades es atacar posibles "mercados ilegales" de productos usados "porque entendemos que combatir aquellos puntos de expendio de productos que presuntamente pueden tener algún origen ilícito, claramente colabora en materia de seguridad, ya que ésta es la forma de combatir los denominados delitos de mercado", remarcó Ciano.

La presencia de inspectores de la comuna y funcionarios de la ARM tiene que ver con que paralelamente se verifican desde la habilitación pertinente de los negocios hasta la situación como contribuyentes de los propietarios. A su vez, el apoyo policial se justifica por la necesidad de cotejar algunos de los productos que se ofrecen en venta con datos sobre otros cuyos robos fueron denunciados recientemente. Al mismo tiempo se pidió identificación a los ocasionales compradores que se encontraban en los locales al momento de iniciarse la requisa.

La Municipalidad informó que en esa galería se labraron actas de infracción que fueron derivadas al Juzgado de Faltas, "llegando incluso a concretarse algunas clausuras". Cabe señalar que además del titular de Gobierno comunal, participaron del operativo el subsecretario de Control José María Lopetegui, el titular de la ARM Gabriel Ballarino, el comisionado Osvaldo Castelli de la Jefatura Departamental y el inspector Gustavo Salvá como jefe distrital.

Otros operativos

En tanto, un desarmadero de autos y un taller mecánico fueron sancionados durante la tarde. La misma comisión municipal-policial operó durante el resto de la jornada en comercios de los rubros de autopartes y talleres mecánicos, también en busca de posibles irregularidades. Por caso, personal policial encontró una camioneta que no tenía la correspondiente documentación en un taller mecánico, de Chile entre Falucho y Gascón.

Informó anoche la Municipalidad que el vehículo estaba siendo reparado "y no poseía la correspondiente documentación, por lo que actúo personal policial". Allí participó el capitán Enzo Gasparini, titular de la Comisaría Cuarta.

En tanto, en un desarmadero de Teodoro Bronzini entre San Lorenzo y Roca, se constató que el local poseía dos números de cuenta de seguridad social como también una importante deuda de tasas municipales.

Ballarino, titular de la ARM, explicó que "se han detectado irregularidades en un comercio dedicado a la venta de autopartes (desarmadero) por no cumplir con un criterio de cuentas unificadas y en un lugar no habilitado para su uso, por lo que se labró un acta y se lo clausuró preventivamente".

Comentá la nota