Acortarían el horario de locales nocturnos en toda la provincia

El gobernador Daniel Scioli analiza reducir los horarios de locales nocturnos para disminuir el consumo de alcohol. Su intención es poner la medida en marcha antes de la próxima temporada
El gobernador bonaerense, Daniel Scioli, confirmó ayer que analiza acotar los horarios en que permanecen abiertos por la noche los comercios de la provincia para disminuir el consumo de alcohol.

Scioli dijo que estudiará con los intendentes de qué modo se aplicarán los controles y que apelará a la "responsabilidad de empresarios, propietarios de estaciones de servicio, quioscos y boliches".

El mandatario provincial expresó que la medida fue evaluada durante una reunión que tuvo en la localidad de San Vicente, con los intendentes de la zona sur y oeste del conurbano.

Acerca del consumo de alcohol, Scioli comentó que en muchos casos "lo que empieza como una distracción después tiene un final en un hospital" a raíz de un "un hecho de violencia o un accidente de tránsito".

"Estamos hablando con distintas organizaciones para tomar una decisión al respecto, porque se nos viene una próxima temporada de verano", señaló Scioli a la prensa. Además de modificar el horario de los comercios para reducir la venta de bebidas alcohólicas, el gobernador reconoció que la medida que se tome debe ser "integral y crear conciencia" en la población. Para Scioli, en algunos casos se registra "un nivel de exceso y consumo de alcohol totalmente nocivo para la salud", porque las bebidas se combinan con psicofármacos".

"Tenemos que velar por una juventud más sana y también apelar a la responsabilidad de los padres, porque el Estado puede hacer muchas cosas pero no puede meterse en la casa", admitió.

El gobernador dijo que durante el fin de semana pasado conversó con el subsecretario de Adicciones, Edgardo Binstock, a quien le pidió que encabece "estrictos controles" en "kioscos, estaciones de servicio y boliches".

"Entiendo la vocación de vender alcohol, pero todo tiene un límite", afirmó Scioli.

La Ley Duhalde

En 1996 el entonces gobernador Eduardo Duhalde reguló los horarios de los locales nocturnos en medio de una fuerte polémica. Se impuso como horario de cierre las 3.30 a lo que se sumó que los bares no podían abrir hasta las 8 para evitar que las personas que salían de los "boliches" siguieran tomando. Esta última circunstancia fue modificada con rapidez, al comprobarse que privaba de desayunar a quienes iban a su trabajo. Con el correr del tiempo y por falta de control la ley se volvió abstracta y finalmente fue derogada. La política sobre control de la nocturnidad fue, desde entonces, responsabilidad de los municipios.

Comentá la nota