Se acortan los plazos y el gobierno prepara el informe para presentar ante la Corte.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación a través de sus siete miembros comunicó oficialmente que se fijó para el 25 de marzo a las 10 la presentación del informe sobre las acciones y la situación de las comunidades aborígenes del Chaco.
Asimismo dejan claro que tanto el Estado provincial como el nacional, tienen tiempo hasta el 20 de este mes para presentar toda la información por escrito.

La presentación se desarrollará en el despacho de la Corte. Cabe recordar que la parte actora es la Defensoría del Pueblo a través de su autoridad Eduardo Mondino y la parte demandada es el Estado nacional y el de la provincia del Chaco, en tanto que el Idach es presentado como tercero y representado por Orlando Charole.

Desde el gobierno provincial, el ministro de Desarrollo Social, Aldo Leiva, dijo que “seguimos trabajando fuertemente en acciones en toda la provincia, en tanto se viene armando el informe de las acciones desarrolladas que se van a presentar ante la Corte, donde se expondrá los objetivos cumplidos”. Expresó que “uno siempre pretende más y sería negar la realidad, decir que se consiguieron todas las metas. Los objetivos se van a cumplir el día que en el Chaco y El Impenetrable no haya desnutrido y no haya gente con hambre. Uno sabe que hay muchas cosas por hacerse producto de la larga herencia de abandono y de políticas inadecuadas”.

Leiva anticipó que el gobernador, jorge Capitanich irá con un equipo acompañándolo en la presentación ante la Corte.

Trabajo de depuración

El titular del Idach, Orlando Charole señaló al respecto que “de nuestra parte estamos trabajando en la fase final de nuestro informe a presentar el día 20 en la Corte Suprema, luego tienen los jueces cinco días para evaluar y pronunciarse y el día 25 recibir a las partes en la sala presidencial a la que concurriremos con una delegación de hermanos. Nosotros estamos esperanzados en que se reconozca nuestros derechos y las reivindicaciones que venimos reclamando desde hace tiempo, porque aún hay mucho que trabajar para que los pueblos originarios vuelvan a ser los de antes y vivir dignamente como seres humanos que somos. Por eso estamos a favor de que continúe la emergencia, que fue creada por el estado deplorable, porque creemos que deben seguir la atención alimentaria y sanitaria como prioridad para todos los hermanos aborígenes”.

Agregó seguidamente que “existe tensión en los pueblos aborígenes porque no se resuelven algunos casos concretos del reclamo por las reivindicaciones y no queremos para nada entrar en los hechos de violencia, pero tampoco permitiremos de ninguna manera que haya avasallamiento, porque de lo contrario allí si mostraremos nuestra verdadera personalidad”.

Comentá la nota