Aconcagua estudia la formación Centenario

Aconcagua estudia la formación Centenario

La firma proyecta un plan productivo en los yacimientos del oeste de Río Negro. Aseguran que tiene similitudes con el bloque El Corcobo que opera Pluspetrol en Mendoza.

En Catriel Oeste hay más de 100 pozos en producción. El área comenzó a producir en 1959.

La firma Aconcagua Energía, que opera cuatro áreas de la zona junto a la estatal Edhipsa, se encuentra estudiando la factibilidad técnica y económica de un proyecto potencial destinado al desarrollo de la formación Centenario -a 600 metros de profundidad- en el yacimiento Catriel Oeste.

Según detallaron desde la compañía, los estudios preliminares del proyecto presentan semejanzas al desarrollo convencional que realizaron en forma exitosa en las concesiones Gobernador Ayala y CNQ7A por Pluspetrol, en el área 25 de Mayo por Petroquímica Comodoro Rivadavia, en el área Señal Picada Punta Bardas de YPF y el área Centro Este de Petróleos Sudamericanos. Todos ubicados en el flanco noreste de la Cuenca Neuquina entre las provincias de Rio Negro, La Pampa y Mendoza.

En números10millones de dólares es la inversión estimada para el nuevo proyecto productivo de la empresa.

Durante los primeros 10 meses del año en dichos bloques se extrajeron de la formación Centenario cerca de 2 millones de barriles de petróleo.

El proyecto de Aconcagua, destinado al desarrollo de la formación Centenario, se trata de un proyecto a mediano plazo con objetivo de desarrollar reservas de petróleo y gas somero el cual demandará inversiones en revitalización de pozos mediante workovers y posteriormente perforación de pozos nuevos.

En números600metros la profundidad que tiene la formación. Es la primera capa.

“Lo que más nos alienta son las analogías encontradas con el desarrollo de El Corcobo, 25 de Mayo, Señal Picada y Centro Este, los resultados preliminares de delineación y estudio nos generan una expectativa muy importante”, indicó una fuente jerárquica de la empresa.

Un factor adicional asociado al desarrollo de este proyecto se encuentra asociado a la existencia de las facilidades de superficie del área, las cuales presentan una ventaja comparativa al momento de analizar el portfolio de oportunidades y de esta manera obtener un costo de desarrollo que permite llevar adelante este tipo de proyectos.

En números2.341metros cúbicos de petróleo extrajo Pluspetrol de El Corcobo durante los primeros 10 meses del año.

La intención de Aconcagua a mediano plazo se encuentra orientada a estudiar la formación más somera de la superficie. En la adjudicación de 2018 la compañía acordó con el gobierno provincial una inversión de 39 millones de dólares para el primer quinquenio del contrato que se extiende hasta 2028. A mitad de contrato se analizará la ejecución del plan y se fijará uno nuevo para los restantes cinco años. La firma tiene previsto para el año próximo profundizar el estudio, implementar un piloto y luego, en función de resultados de los estudios técnico-económico, implementar un plan similar al desarrollado de manera inicial por Petroandina y posteriormente por YPF y Pluspetrol.

Lo que más nos alienta es que tiene analogías muy fuertes con el desarrollo del yacimiento El Corcobo”.

Fuentes jerárquicas de Aconcagua Energía

La empresa tomó las áreas, con la participación del 10% de Edhipsa, con un plan estabilizar la producción, mejorar la recuperación secundaria y aumentar la producción. “Hemos logrado estabilizar la producción en el orden de los 90 metros cúbicos día la producción de petróleo y generar así la base para comenzar el crecimiento”, detallaron sobre Catriel Oeste, el histórico yacimiento donde se descubrió hidrocarburos por primera vez en Río Negro, en 1959. La semana pasada se conmemoró el 60 aniversario del hito.

Dentro de la planificación, en relación con el plan de inversión comprometido, la firma cuenta con proyectos que contemplan reactivar 45 pozos existentes y la perforación de 4 pozos nuevos los cuales se irán ejecutando en el futuro. Esta actividad podrá ser acelerada en la medida que los mercados de capitales locales permitan la obtención de financiamiento a largo plazo con el objetivo mantener un equilibrio económico-financiero sustentable.

Definir reglas “claras” es clave para acelerar los proyectos productivos

La ejecución de los proyectos, especialmente el “alentador” sobre la formación Centenario, dependerá de las condiciones de “juego” que disponga el nuevo gobierno nacional en materia de políticas hidrocarburíferas.

Además de la incertidumbre que se mantiene por el congelamiento del crudo, Aconcagua detalló que es necesario acceder al financiamiento para desarrollar los proyectos.

“La medida nos afectó mucho, como a todos, es importante tener un panorama claro para proyectar los desarrollos”, indicaron desde la firma y agregaron: “a pesar del escenario económico actual tan negativo, Aconcagua ha mantenido la actividad y la fuente de trabajo de toda su gente e incluso ha mantenido con muchísimo esfuerzo la actividad inalterado de un equipo de torre”.

En el plan de inversión que se acordó, Aconcagua se comprometió a desembolsar 39 millones de dólares en las cuatro áreas rionegrinas : Catriel Oeste, Catriel Viejo, Loma Guadalosa y Tres Nidos. El 70% para Catriel Oeste y Catriel Viejo. El primer objetivo, frenar el declino, se logró en el primer año de operación y el desafío a corto plazo es poner en operación 55 pozos en el bloque Catriel Oeste.

Coment� la nota