Abogados dicen que Gandur es contradictorio

La entidad profesional objeta al magistrado.
Haber esgrimido una "defensa que carece de fundamento" o sostener posiciones jurídicas "abandonadas por la doctrina y la jurisprudencia, especialmente por la Corte Suprema de Justicia de la Nación". Que una parte afirme esto de otra en un juicio es harto común. No obstante, cobra significación cuando quienes usaron estos términos fueron las autoridades del Colegio de Abogados para contestar el escrito que el viernes había presentado el presidente de la Corte Suprema de Justicia de la provincia, Antonio Gandur, en su carácter de titular de la Junta Electoral.

Precisamente, el magistrado había asegurado que la entidad profesional carece de legitimación para promover una acción de amparo colectivo con el fin de impugnar los comicios convocados por el gobernador, José Alperovich, para que los letrados elijan el 3 de julio a quien los representará en el Jurado de Enjuiciamiento.

Luis Emilio Rodríguez Vaquero, representante del Colegio de Abogados, trató de refutar el argumento de Gandur, según el cual el carril procesal de la acción de amparo colectivo está previsto para proteger situaciones que exceden con creces la pretensión de los letrados. Estos se oponen al llamado a comicios efectuado por el PE y a la intervención de la Junta Electoral por entender que se trata de una intromisión del poder político en un hecho vinculado con la vida interna del estamento profesional, como lo es la designación de quien los representará en el Jurado de Enjuiciamiento.

Rodríguez Vaquero criticó la adhesión de Gandur "a una interpretación restringida respecto de la legitimación necesaria para promover procesos colectivos". "Fija una categorización de derechos tutelables que concluye en que los comprometidos por esta acción de amparo poseen una jerarquía inferior. Esto, como queriendo dejar establecido que, de tan insignificantes, no merecen amparo; sobre todo, porque afectan nada más que a un ‘grupo de profesionales’", ironizó.

Duro reproche

Además, el letrado puso énfasis en la supuesta contradicción de Gandur, que ahora no le reconoce legitimación procesal a la entidad profesional, pese a que sí lo había hecho en la causa promovida por el Colegio de Abogados contra disposiciones de la Constitución de 2006 (entre ellas, las relacionadas con el Jurado de Enjuiciamiento). "Entonces, la había admitido (a la legitimación) para la defensa de los mismos derechos y siempre en representación del mismo ‘grupo de profesionales’", recordó.

La áspera controversia se debe a que la acción interpuesta por el Colegio de Abogados fue dirigida contra la Provincia (porque el gobernador dictó el decreto que convocó a elecciones al estamento profesional), así como contra Gandur y contra el fiscal de Estado, Pedro Giúdice (en su carácter de vocal de la Junta Electoral), por haber firmado la resolución de la Junta que dispuso el cronograma electoral de los cuestionados comicios.

Las polémicas elecciones se encuentran provisoriamente suspendidas desde la semana pasada por orden de Salvador Ruiz, vocal de la Sala I de la Cámara en lo Contencioso Administrativo, tribunal que ahora deberá resolver el fondo de la cuestión planteada por los abogados. Estos son los únicos que aún no designaron quién será su única voz en el Jurado de Enjuiciamiento, cuya conformación también han cuestionado a través de otra acción de amparo, por entender que es inconstitucional el desequilibrio político que significa que seis de los ochos miembros de ese órgano (cinco legisladores y el ministro de Gobierno, Edmundo Jiménez) pertenezcan al mismo partido. El séptimo es el propio Gandur.

Comentá la nota