El abogado de Diana Conti es auditor en el Consejo de la Magistratura

El abogado de Diana Conti es auditor en el Consejo de la Magistratura
La defiende en la causa que la investiga por quedarse con parte del sueldo de un asesor. Al mismo tiempo, ocupa un lugar en el órgano que controla a jueces. De qué lo acusan.
El abogado de la diputada ultrakirchnerista Diana Conti, Claudio Cholakian, que encabeza su defensa en la causa que la investiga por quedarse con parte del sueldo de unos de sus asesores, es, al mismo tiempo, uno de los encargados de auditar jueces en el Consejo de la Magistratura, controlado por el oficialismo.

Aunque parezca una contradicción, ya que uno de los principios de la Justicia es que no se puede ser juez y parte, el rol de Cholakian en el organismo que designa y remueve jueces le permite auditar el funcionamiento de los juzgados federales, como podría ser el del Juez Rodolfo Canicoba Corral, que lleva adelante la investigación en la que está imputada Conti.

Poco ético. Mariano Becerra, abogado del periodista Bruno Bimbi, quien denunció a la diputada, afirmó a Perfil.com que "Cholakian era defensor de Conti y paralelamente secretario letrado del Consejo de la Magistratura hasta el año pasado" y se mostró sorprendido por la "impunidad" con la que "esta gente se maneja". Asimismo, apuntó que "no es ilegal" que Cholakian defienda a Conti y sea auditor del Consejo de la Magistratura, "pero es una falta de ética total".

"Cholakian además asesoró a los testigos, según se destapó en un careo entre mi cliente y una de las empleadas del despacho de Diana", añadió Becerra, quien citando palabras de Bimbi, detalló que el estudio del abogado de Conti "hizo el escrito excusando a uno de los testigos por ausencia a un careo, ella lo firmó y desde el estudio lo llevaron al juzgado".

En ese careo, Cecilia Lypszyc, la empleada en cuestión, le dijo al prosecretario del juzgado: "Claudio hizo la nota, me la mandó por un cadete del estudio para que la firme y se las trajo a ustedes. ¿La recibieron, no?". Cuando se le preguntó quién era Claudio, ella respondió con soltura: "Claudio Cholakian, el abogado, ¿quién va a ser?", de acuerdo a la versión de Bimbi.

Juez y parte. Claudio Cholakian se desempeñó como asesor de Conti en el Consejo hasta mayo de 2008, cuando se creó el Cuerpo de Auditores del Poder Judicial. El objetivo formal del mismo, según consta en la resolución 224/08, fue "perfeccionar el uso de recursos incrementando la calidad de acción estatal". Su finalidad real terminó siendo otra: se transformó en una suerte de "planes trabajar VIP", donde los consejeros políticos designaron asesores y personas afines.

"A este cuerpo de auditores ni siquiera se le adjudicaron funciones y reglamentos, no se entiende por qué deciden deshacerse del cuerpo de auditores de la Corte", aseguró a Perfil.com la diputada Marcela Rodríguez, ex integrante del Consejo, al intentar comprender la medida.

La representante de la Coalición Cívica reseñó que "cuando se crearon esos cargos, los que los ocuparon no fueron elegidos por concurso; fueron allegados a consejeros que arbitrariamente o discrecionalmente los pusieron ahí". Rodríguez apuntó sus críticas al kirchnerismo: "Una de las intenciones supuestas del oficialismo cuando fundamentaron que querían cambiar el Consejo era disminuir gastos y dinamizarlo; nada se cumplió, todo lo contrario".

El cuerpo de auditores que integra el abogado de Diana Conti todavía no tiene reglamento, ni funciones definidas, y el sueldo de sus integrantes es de entre 12 mil y 23 mil pesos. "Es un espacio que usaron los consejeros políticos para poner tropa propia", confió a Perfil.com una fuente del Consejo, que prefirió mantener su identidad en reserva. "Conti puede tener varios defectos pero ese no, ella no lo puso ahí porque fuera su abogado defensor, sino para poner alguien de la tropa propia, como estaban haciendo todos", justificó.

Un reconocido abogado con llegada al órgano judicial expresó que la conducta de Cholakian podría encuadrarse bajo el concepto de "violación de los deberes de funcionario público" y que " debió renunciar" al ser designado como auditor, mientras en otro ámbito defendía a Conti. "Sería una violación de deberes de funcionario en su figura más dolosa porque se presume que es rentada la función de un defensor, y es rentado por el Consejo que lo puso como auditor", esgrimió.

Silencio en la Magistratura. Este medio intentó comunicarse con Cholakian, para conocer su versión y preguntarle si no existía cierta incompatibilidad en defender a una diputada en una denuncia por presunta corrupción e integrar, al mismo tiempo, el cuerpo de auditores del Consejo de la Magistratura. Desde su despacho, aseguraron que se encontraba en una reunión con la diputada Conti y que al regresar devolvería el llamado. Al cierre de esta nota, no había contestado.

La diputada ultraoficialista es uno de los alfiles que el kirchnerismo tiene en el Consejo de la Magistratura. Junto a Carlos Kunkel, conforma la dupla que defiende a ultranza la actual conformación del organismo que designa y remueve jueces, criticada por la oposición. Conti es, además, titular de la Comisión de Disciplina y Acusación, que se ocupa, como su nombre lo indica, de imponer sanciones o enviar a jury a los jueces cuestionados.

Comentá la nota