Los 2.343 de Salud piden la creación de vacantes

Los trabajadores de la Ley 2.343 de Salud (ex planes de empleo) reiteraron el pedido de creación de vacantes. Alejados del SITRASAP, ahora formaron la Unión de Trabajadores de Salud (una entidad civil), pero respaldaron el accionar de la CTA La Pampa, entidad gremial que sostiene sus pedidos.
Rubén Pereyra, Omar Narváez, Viviana Rivera y Roberto Lonati (trabajadores 2.343 de Salud) explicaron la grave situación que atraviesan. “Estamos cobrando entre $ 970 y $ 1.200, y no tenemos reconocimiento de riesgo sanitario ni el reparto de obras sociales”, dijo Pereyra.

En total los 2.343 de Salud son 700 trabajadores, de un total de 2.700 que hay en toda la provincia.

Remarcaron que “queremos diferenciar los reclamos de los trabajadores de Salud”. Fueron estas diferencias, la falta de inclusión de los pedidos de los 2.343 de Salud, las que llevaron al grupo de trabajadores a dejar el SITRASAP. Explicaron que de los últimos incrementos, otorgados por la recomposición inflacionaria (sólo tuvieron una actualización del 12% en el año) y por el adicional salud, recibieron la magra suma de $ 40.

“Ponelo a eso”, dice Pereyra, quien también remarca que nos están contra los logros de los otros trabajadores. Pero consideran que están siendo postergados.

“El Gobierno no está sometiendo a una salvaje explotación laboral”, remarca Omar Narváez. Como muestra de esto repite que no cobran el riesgo hospitalario, un reconocimiento salarial esencial de la actividad.

Además en el recibo de sueldo, siguen revistando como “Plan de Empleo Condicional”. El recibo salarial es un muestrario de ilegalidades: a pesar que son “planes de empleo”, tienen un “sueldo básico”: es de $ 182.

Los trabajadores 2.343 ahora tienen sus esperanzas en el proyecto del ex secretario general vernista y diputado provincial (PJ), Juan Ramón Garay, que propone incluir en el Presupuesto 2009 la creación de 600 vacantes. “Queremos que se creen vacantes. Que sea el 25%, o más, pero que se creen”, dijeron.

Hoy irán a la Cámara de Diputados, como parte de la CTA para respaldar el reclamo de los trabajadores estatales.

Comentá la nota