En 2009 La Rioja tuvo que tomar un préstamo

Una de las últimas apariciones públicas del gobernador Luis Beder Herrera en el año que pasó, fue en el acto por la inauguración de las viviendas sociales en la zona Sur de la ciudad Capital.
Allí y rodeado de los principales funcionarios de su gabinete, Luis Beder Herrera realizó un análisis de la situación financiera de la Provincia.

El primer dato que arrojó el mandatario provincial fue que su administración tuvo que tomar un préstamo (alcanzaría los 300 millones de pesos) para financiarse. "Nos tuvimos que endeudar por la baja que tuvo el envío de fondos desde la Nación", explicó Herrera.

Esta información fue confirmada en los días siguientes por el Ministro de Hacienda de la provincia, Ricardo Guerra, quien explicó que habían cerrado el año con un pequeño superávit y negó la información que publicó la consultora Delphos (ver nota principal en página 4).

Destacado

En el mismo marco Beder Herrera puntualizó en los logros de su gestión pese a los problemas financieros.

"Le seguimos pagando a los acreedores y también estamos casi al día con las empresas constructoras", dijo Beder Herrera.

El mandatario explicó que en otras provincias existieron serios problemas para afrontar los compromisos del Estado, mientras que en La Rioja se mantienen al día los sueldos, se paga a los acreedores y se mantuvo la obra pública, en algunos casos haciendo frente a las demoras en los pagos por parte del Gobierno nacional.

Expectativa

En relación con lo que pueda llegar a pasar en este año, Beder Herrera explicó que esperan un buen 2010 en materia económica.

Según los datos económicos que se manejan en la Casa de las Tejas, Argentina comenzaría a salir del estancamiento económico generado por la crisis financiera internacional en mayo de este año.

A partir de allí, los funcionarios provinciales consideran que comenzaría a revertirse la situación de los aportes coparticipables y que La Rioja tendría mayor regularidad en el envío de fondos que la vivida durante todo el año 2009.

Uno de los datos más positivos que dejó el año para las cuentas provinciales fue la decisión de la presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, de coparticipar el 30 por ciento de los ingresos que generan las retenciones a las exportaciones de soja.

Esos fondos sólo pueden ser destinados a obras de infraestructura en los territorios provinciales y deben repartirse en un porcentaje con los municipios (70 por ciento para los Estados provinciales y 30 por ciento para las comunas).

En el caso de La Rioja ya se adelantó que esos recursos servirán para financiar la compra de las computadoras portátiles que se entregarán a más de 60 mil alumnos riojanos durante el transcurso de este año 2010.

Comentá la nota