EN 2006/07, LA CADENA DEL CEREAL APORTÓ 2,2% DEL PBI DEL PAÍS La pésima cosecha de trigo quitará u$s 1.100 millones de la economía argentina

Según un modelo de la asociación Argentrigo, sequía e incertidumbre redujeron la generación de riqueza del sector un 20% en un año. La cosecha no llegará a 10 millones de toneladas
Cuando termine de cosecharse el trigo en el país, en los primeros días de 2009, la recolección arrojará el peor resultado en más de 10 años, con un volumen total que no superará los 10 millones de toneladas.

En este contexto, según un estudio de Argentrigo, entidad que agrupa a la cadena del cereal, la riqueza derivada de la actividad caerá 20% desde los u$s 5.600 que había generado durante la campaña que cerró a principios de 2008, con una cosecha de 16,3 millones de toneladas. El productor agropecuario y presidente de la entidad, David Hughes, dijo ayer que los u$s 1.100 millones que dejaron de circular en la economía en la presente campaña por la merma de la producción triguera impactaron en todos los eslabones de la cadena, pero con una incidencia más directa en el el primero, el productivo.

Para crear el modelo, Argentrigo se basó en algunos supuestos referidos a la campaña que cerró a principio de 2007, proyectados para los años posteriores. Es decir, la última cosecha que ya arroja números finos sobre costos productivos e ingresos por ventas. Ese año, la incidencia en la generación de riqueza de la cadena triguera fue de u$s 5.300 millones, equivalentes al 2,2% del PBI total. De esta cifra, el 21,6% del monto corresponde a gastos del productor y comerciales, el 49,2% a la industria molinera, farinácea y de panificados, y el 29,2% restante, a aportes al fisco, es decir, unos u$s 1.700 millones. En esa campaña, se cosecharon 14,7 millones de toneladas.

Para obtener los resultados, se tomó un valor constante del cereal, que corresponde al precio FOB (mercadería puesta en puerto) promedio de la campaña, que fue de u$s 192 por tonelada. Como los molinos en el mercado pagan una prima por calidad, se consideró 10% mayor el precio del trigo destinado al mercado interno de harinas. Adicionalmente, los derechos de exportación puestos en el cálculo son del 20% para el trigo y del 10% para la harina.

Retenciones

Si bien Hughes aclaró que “no es nuestro rol decirle al Gobierno lo que tiene que hacer”, el trabajo de Argentrigo tiene también un párrafo sobre retenciones.

En este caso, el escenario plantado es irreal, de lo más optimista que se puede proyectar. Se tomó la mayor área sembrada de los últimos diez años, que corresponde a las hectáreas implantadas en la campaña que terminó en 2002, combinado con el promedio de rendimiento de los últimos cinco años. El resultado sería una cosecha de 18,7 millones de toneladas (que la entidad llama “cosecha potencial de corto plazo”) que generarían, siempre con los supuestos del caso, un producto bruto de trigo de u$s 5.900 millones.

Si, en este escenario, el Gobierno quita las retenciones del 20% calculadas en el modelo, se sumarían al total otros u$s 372 millones, es decir, el producto bruto del sector se incrementaría 9,3%.

Comentá la nota